alimentación-alzheimer

Importancia de la alimentación en los pacientes con Alzheimer

En el post de hoy, voy a ser un poco redundante y enfática con respecto a la nutrición de los pacientes con Alzheimer, la cual juega un papel de gran importancia para la calidad de vida de los mismos, como ya te he mencionado en publicaciones anteriores, donde te facilité los beneficios a nivel cerebral de alimentos como la cúrcuma, el chocolate, e incluso de bebidas como el vino, el champán, y de Souvenaid, el producto creado por NUTRICIA, para ayudar de forma alternativa a tratar esta enfermedad, que afecta cada vez a más personas en todo el mundo.

De esta manera, tal como la alimentación de los pacientes con Alzheimer debe basarse en las propiedades neurológicas para mejorar sus funciones de cognición, también debe ser rica en nutrientes, ya que, tomando en cuenta que en general una persona con esta condición olvida actividades básicas como lo es el aseo personal, también descuida sus comidas diarias.

¿Por qué el paciente con Alzheimer no recuerda sus comidas?

Al no haber conexión neuronal (sinapsis), no hay transmisión del impulso nervioso, y por lo tanto, la persona que padece esta patología no recuerda si comió o no, recayendo toda la responsabilidad sobre el cuidador, quien debe cubrir los requerimientos nutricionales que demandan estos pacientes a diario, incuyendo en su dieta, alimentos ricos en vitaminas, minerales, y demás ingredientes que impidan un futuro cuadro de desnutrición.

IMENTIA

De igual manera, es importante que la alimentación vaya de la mano con la terapia farmacológica respectiva, y de las diferentes terapias alternativas que puedan mejorar la condición del paciente. Un ejemplo de ellas es IMENTIA, una Web/App que consiste en la estimulación cognitiva de los pacientes con Alzheimer, a través de actividades de destreza mental, donde pueden participar además, los familiares y amigos del afectado (IMENTIA Family).

Igualmente, cuenta con una herramienta para los profesionales de la salud (IMENTIA Pro), con la que los especialistas pueden evaluar a sus pacientes, basándose en los resultados de los ejercicios previamente indicados, de forma individual de acuerdo a cada caso en particular.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *